¿Cuidas a diario tus dientes para que estén sanos? Si utilizas cepillo y lo acompañas con hilo dental y enjuague bucal, ¡te tenemos que felicitar! Aunque debes saber que existen otras técnicas para una completa higiene oral que debes conocer y que, tal vez, se adapten más a tus necesidades y te ayuden a prevenir patologías como las caries.

Este nuevo blog se lo dedicamos al irrigador bucal, el cepillo interproximal y el raspador lingual. Toma nota, porque estas herramientas podrán ser tus grandes aliadas. Pero antes, te explicamos por qué es fundamental la limpieza interproximal.

La importancia de la limpieza interproximal

El área interproximal o interdental es el espacio que existe entre diente y diente, ocupado por la encía. Se trata de una zona a la que el cepillo tiene dificultades para acceder, por lo que es fácil que acumule placa bacteriana.

La limpieza interproximal mantiene las encías sanas y cuidadas, evitando mal aliento, caries y enfermedades periodontales.

Herramientas de higiene dental

¿Sabías que con el cepillo solo limpias el 60% de la superficie del diente? Con la seda dental accedemos a esos rincones y con el colutorio eliminamos bacterias. Pero ¿se puede limpiar más en profundidad?

A continuación, te explicamos 3 herramientas que te ayudarán a mejorar tu higiene bucodental.

1.     Irrigador bucal

Consiste en un chorro de agua a presión que elimina los restos de alimentos y la suciedad acumulada en la línea de las encías.

Lo recomendamos en especial para los pacientes con ortodoncia, coronas e implantes dentales, por su gran eficacia, ya que evita que se acumule la placa bacteriana que causa caries, gingivitis y pérdida de hueso.

2.     Cepillo interproximal

Limpia en profundidad la zona interproximal y los espacios más abiertos.

Utilízalo cada noche, antes de ir a dormir, después del cepillo normal. Tienes varios tipos para elegir el que más te guste.

3.     Limpiador o raspador lingual

Se usa únicamente para la limpieza de la lengua, la gran olvidada de la higiene oral.  ¿Por qué es importante? Tras el cepillado, las bacterias se depositan en la lengua y, gracias al raspador, conseguimos arrastrarlas y eliminarlas. De esta manera no regresarán de nuevo a los dientes.

En ocasiones, puedes encontrarlo en la parte trasera de algunos cepillos. ¡Evita limpiar tu lengua con las cerdas del cepillo!

 

¿Quieres saber cuáles son las herramientas de limpieza dental más adecuadas para mantener tu salud oral? En nuestra clínica dental en Sevilla La Nueva te asesoraremos para que mantengas tu boca sana y fuerte. Y también ponemos a tu disposición todos nuestros tratamientos, como la profilaxis dental, para cuidar tu sonrisa. ¡Pide aquí tu cita!